Los perezosos viven en el corazón de Panamá, sede de la COP19 de la CITES

La tierra del carismático perezoso de dos y tres dedos, mamífero altamente cotizado en el tráfico ilegal a nivel global, alberga la 19 Conferencia de las Partes (COP19), de la CITES (Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres).

El problema es que mientras más exóticos, más cuestan; les llama mucho la atención a las personas este tipo de especies y me imaginó que pagan una fortuna por tenerlas”, lamentó Yarabí Vega, asistente técnico de Gestión Ambiental del Parque Natural Metropolitano de la Ciudad de Panamá.

Esta reserva creada por decreto en 1985, que se encuentra justo en el corazón de la zona urbana, además de ser hábitat del perezoso, mono aullador, tucán y venado cola blanca, entre otros, es el pulmón de la metrópoli, zona de desborde de un río que circula por áreas residenciales y un bosque tropical que regula la temperatura de la capital panameña.nullCreo que uno de los servicios ambientales más importantes que nos brinda, es que contribuye a disminuir el 30 por ciento de los contaminantes en el aire de la ciudad”, destacó Dionora Víquez, directora general del Parque Natural Metropolitano, con una extensión de más de 232 hectáreas.

Cafecita

Después de hacer un recorrido por los senderos llenos de riqueza biológica, Yarabí Vega nos presenta a La Gorda o Cafecita, una hembra de perezoso de siete meses, rescatada en el Parque Natural Metropolitano, luego de caer recién nacida de un árbol, todavía con el cordón umbilical.

Se cree que la madre de la pequeña, murió en los colmillos de algún depredador, porque nunca más regresó por ella.

En tanto, la cría se encuentra en rehabilitación, para que al cumplir aproximadamente un año pueda ser devuelta a la vida silvestre.

La mamá jamás apareció, desconocemos si no escuchó el llanto de su hija o tal vez fue cazada por otro animal”, explicó.

José Victoria, director nacional de Áreas Protegidas y Biodiversidad del Ministerio de Ambiente de Panamá, detalló que la pérdida del hábitat, el tráfico de especies y los accidentes son las principales causas de muerte de los perezosos.
Ocurren muchos accidentes en las vías rápidas, por la poca movilidad que ellos tienen al desplazarse”, comentó.
Parte del problema del mercado negro, tiene que ver con que las personas compran ejemplares que son arrancados del medio natural como mascotas.
Los perezosos son del hábitat donde corresponden, no son mascotas, porque al momento de convertirse en adultos, por instinto o por época de celo se vuelven más agresivos”, alertó la joven, que ahora funge como madre sustituta de Cafecita.
El director nacional de Áreas Protegidas y Biodiversidad, subrayó que de las tres especies de perezoso que hay en el país, uno es endémico, es decir, exclusivo de Panamá, y se encuentra en peligro crítico de extinción, debido a que sólo habita en la pequeña isla Escudo de Veraguas.
Existen alrededor de 400 ejemplares solamente del perezoso pigmeo de tres dedos (Bradypus pygmaeus), y no hay otro lugar del mundo donde haya esta subespecie”, indicó.

En su mensaje de apertura de la COP19, la panameña Ivonne Higuero, secretaria general de la CITES, advirtió que la humanidad vive una triple crisis por el cambio climático, la contaminación y la pérdida de biodiversidad.
De acuerdo con expertos, cuando se pierde alguna especie de flora o fauna, se rompe el equilibrio natural y se pone en riesgo la supervivencia de la humanidad.
El Informe Planeta Vivo 2022, elaborado por el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés), advierte que los impactos negativos de las actividades humanas en la naturaleza se manifiestan en el descenso del 69 por ciento de las poblaciones de mamíferos, reptiles, aves, peces y anfibios a partir de 1970.


Pero la situación todavía es más grave en la región de América Latina y El Caribe, donde el declive de la vida silvestre alcanza el 94 por ciento.

También podría gustarte